Connotación

I. ¿Qué es la connotación?

Una connotación es un sentimiento o idea que tiene una palabra, además de su significado literal o principal (la denotación). A menudo, una serie de palabras puede tener las mismas definiciones básicas, pero connotaciones completamente diferentes: estas son las emociones o significados implícitos en una palabra, frase o cosa.

Por ejemplo, «¡Esta ropa es asequible!» versus «¡Esta ropa es barata!» Aquí, “asequible” suena mucho mejor que “barato”, porque la palabra barato también implica baja calidad.

II. Ejemplos de connotación

La connotación es un significado adicional para una palabra o frase; por lo tanto, los ejemplos son infinitos. Como se mencionó, muchas palabras compartirán el mismo significado literal, pero pueden connotar diferentes sentimientos o ideas. A continuación se muestran varios ejemplos:

  • Hedor, olor, aroma, olor, olor
  • Fuerte, duro, robusto, duro
  • Orgulloso, confiado, arrogante, egoísta
  • Infantil, infantil, joven, juvenil
  • Rico, cargado, privilegiado, rico, rico
  • Quebrado, pobre, empobrecido
  • Frugal, económico, tacaño, barato
  • Tentador, atractivo, interesante
  • Mentiroso, cuentista, mentiroso
  • Independiente, antipático, privado, distante.

Piense en estas palabras usadas en conversaciones similares. Por ejemplo, imagina la diferencia entre describir a alguien como una “mujer fuerte” o una “mujer robusta”: debido a las connotaciones de estas palabras, la primera implica que es fuerte emocionalmente, mientras que la segunda implica que es fuerte físicamente. Ahora, aplique estos dos términos a una mesa: una «mesa fuerte» y una «mesa resistente» tienen esencialmente el mismo significado.

tercero Tipos de connotaciones

La mayoría de los ejemplos anteriores se pueden categorizar con connotaciones positivas, negativas o neutras, o a veces tanto positivas como negativas, según cómo se utilicen.

a. Positivo

Una palabra cuya connotación implica emociones y asociaciones positivas. Por ejemplo, “el aroma de la cocina de mi abuela” produce una asociación positiva, porque la palabra “aroma” implica que el olor es agradable y tentador.

b. Negativo

Una palabra cuya connotación implica emociones y asociaciones negativas. Si cambiamos el adjetivo “aroma” en la oración anterior para que ahora se lea “el hedor de la comida de mi abuela”, el significado cambia por completo. Aunque tanto «aroma» como «hedor» significan olor, «hedor» tiene una connotación negativa; por lo tanto, la comida suena mucho menos atractiva.

C. Neutral

Una palabra cuya connotación no es ni positiva ni negativa. Por ejemplo, cuando se habla de una mascota, la palabra “perro” tiene una connotación neutra; pero, la palabra «chucho» tiene una connotación negativa, y la palabra «purebred» tiene una connotación positiva.

IV. Importancia de la connotación

La mayoría de las palabras tienen dos significados: un significado denotativo (literal) y un significado connotativo (implícito). Es importante tener en cuenta que no todas las connotaciones son únicamente positivas o negativas; dependiendo de cómo se use una palabra, puede connotar cosas diferentes. Por lo tanto, es una de las cosas más críticas a considerar cuando se trata de elegir palabras, tanto en la literatura como en la conversación cotidiana. De hecho, los sentimientos o significados asociados con las palabras pueden ser todo. Las connotaciones establecen el tono al escribir y hablar, y aclaran las intenciones de uno: pueden provocar ciertas emociones o reacciones o ayudar a proporcionar impresiones distintas de las cosas. Por el contrario, elegir palabras con la connotación incorrecta puede producir una reacción o emoción no deseada y tergiversar las intenciones de uno.

V. Ejemplos de connotación en la cultura pop

Ejemplo 1

En la película Eternal Sunshine of the Spotless Mind, la conversación de Joel y Clementine en el tren toma varios giros inesperados debido a la palabra “agradable”:

Clementine: Aplico mi personalidad en pasta.
Joel: Oh, eso lo dudo mucho.
Clementine: Bueno, no me conoces así que… no lo sabes, ¿verdad?
Joel: Lo siento, solo estaba… tratando de ser lindo.
Clementine: Sí… lo tengo…
Clementine: … Soy Clementine, por cierto.
joel: yo soy joel
Clementina: Hola, Joel.
Clementine: No bromees sobre mi nombre… Nooo, no harías eso. estabas tratando de ser lindo.
Joel: No sé ningún chiste sobre tu nombre.

Eterno resplandor de una mente sin recuerdos (1/11) Movie CLIP – Train Ride (2004) HD

Aquí, la palabra “agradable” tiene una connotación negativa para Clementine, para ella significa aburrido, ordinario, placentero; no tiene un significado verdaderamente significativo. Joel, sin embargo, es un hombre torpe y trata de usar la palabra de una manera simple pero positiva; claramente encuentra que Clementine es un poco extraña e intensa, pero elige ser «agradable» usando la palabra «agradable» para describir su. Para él, «agradable» tiene una connotación positiva, por lo que se sorprende cuando Clementine tiene una reacción tan dramática.

Ejemplo 2

En la película de comedia navideña Elf, Buddy the Elf se mete en muchos problemas debido a su falta de comprensión de la palabra «elfo» en la sociedad estadounidense cotidiana, como se puede ver en la siguiente escena:

Buddy: ¡No sabía que tenías duendes trabajando aquí!
Miles: Oh, bueno, eres, eres hilarante, amigo mío.
Walter: Él no, eh… Vuelva a la historia, por favor.
Miles: Está bien, está bien. (Se aclara la garganta) Entonces, en la portada, sobre el título…
Buddy: ¿Santa sabe que dejaste el taller?
Miles: Sabes, todos nos estamos partiendo de la risa…
Buddy: ¿Tuviste que pedir prestado un reno para bajar aquí?
Walter: Amigo, vuelve al sótano.
Miles: Hola, Jackweed. Obtengo más acción en una semana de la que has tenido en toda tu vida. Tengo casas en Los Ángeles, París y Vail, cada una con una pantalla de plasma de 70 pulgadas. ¡Así que te sugiero que borres esa estúpida sonrisa de tu cara antes de que venga y te la quite de un manotazo! ¿Te sientes fuerte, amigo mío? ¡Llámame duende una vez más!
Buddy: (Susurrando) Es un duende enojado.
(Miles corre por la mesa para atacar a Buddy.)

El elfo enojado – Elfo (5/5) Clip de película (2003) HD

Para Buddy, ser un elfo es su sueño, es un ser humano con amor y afecto por la «cultura de los elfos», siempre ha querido ser un duende navideño «normal». Entonces, cuando ve a Guy, un hombre con enanismo, tontamente lo llama duende. Para Guy, ser llamado elfo es increíblemente denigrante e insultante; para Buddy es lo más positivo posible, no entiende que su uso sea inapropiado en esta situación, ya que formaba parte del lenguaje cotidiano en el Polo Norte.

Te puede interesar:  Elegía

VI. Ejemplos de connotación en la literatura

Ejemplo 1

Los cómics a menudo se basan en la connotación de una palabra para hacer que una situación sea divertida, como en el siguiente cómic de Calvin y Hobbes:

Hobbes: ¿Por qué estás cavando un hoyo?

Calvin: ¡Estoy buscando un tesoro enterrado!

Hobbes: ¿Qué has encontrado?

Calvin: Algunas rocas sucias, una raíz extraña y algunas larvas repugnantes.

Hobbes: ¿En tu primer intento?

Calvin: ¡Hay tesoros por todas partes!

Aquí, Calvin dice que está buscando tesoroy la palabra tesoro tiene la connotación positiva de algo valioso. Para los lectores, algo valioso suele significar dinero y/u oro. Para Calvin y Hobbes, sin embargo, las rocas, las raíces y las larvas son valiosas y, por lo tanto, un «tesoro». Aunque tesoro connota el mismo significado positivo, algo valioso, tanto para los lectores como para Calvin y Hobbes, el chiste radica en la idea inusual que tiene el personaje de lo que es valioso.

Ejemplo 2

En El señor de las moscas, los niños usan infamemente una caracola como herramienta para el orden; quien lo sostiene puede hablar. Sin embargo, a medida que avanza la historia, la caracola comienza a representar más que el derecho a hablar:

Le tendió la caracola a Piggy, que se sonrojó, esta vez con orgullo.

‘Debes llevarlo’

‘Cuando estemos listos llevaré -‘

Piggy buscó en su mente palabras para transmitir su apasionado deseo de llevar la caracola contra viento y marea.

Como se puede ver en la selección anterior, darle la caracola a Piggy implica que se le está dando liderazgo, una connotación positiva. Eventualmente, sin embargo, la caracola gana una connotación negativa, un significado aún más fuerte para quien la posee: poder. Sostener la caracola significa tener el poder; por lo tanto, cuando se rompe, nadie tiene voz, nadie tiene poder, y las cosas inevitablemente se desmoronan.

VIII. Términos relacionados

Denotación

Mientras que la connotación es el significado o sentimiento implícito de una palabra, una denotación es el significado literal de una palabra; su definición. Los dos están directamente conectados; la connotación de una palabra es esencialmente una extensión positiva o negativa de su denotación. Comprender la denotación de una palabra es comprender su definición básica.

Doble sentido

A doble sentido es una palabra o frase que tiene dos significados; generalmente uno obvio y otro sutil. Es una forma de decir algo para que se entienda de dos maneras diferentes, lo que lo convierte en una herramienta muy popular en la comedia. Una típica rutina de comedia en la televisión podría involucrar a padres que crean un doble sentido para que sus hijos no sepan de qué están hablando; por ejemplo, «Mami necesita su medicina» en realidad significa «Mami necesita su vino». La diferencia entre un doble sentido y una connotación es que un doble sentido suele ser un significado asignado, mientras que una connotación es un significado implícito.

Homónimo

A homónimo es una palabra que se escribe de una manera pero tiene dos significados. Por ejemplo, “carrera” como en una carrera de personas, y “carrera” como en una carrera a pie, así mismo, un árbol tiene “ladrar” y un perro hace el sonido “ladrar”. Un homónimo es diferente de una connotación porque los significados literales y denotativos de las palabras son diferentes; las palabras únicamente comparten la misma ortografía.

VIII. Conclusión

En conclusión, la connotación puede ser todo en el lenguaje. Da más significado a palabras y frases, creando implicaciones positivas y/o negativas para palabras que tienen el mismo significado principal. Sin connotaciones, el lenguaje sería mucho más limitado, estancado e inflexible, en otras palabras, ¡aburrido!


Explora los distintos contenidos de nuestro sitio

Leo Riera Tercero
Leo Riera Tercero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos
ResponsableLeo Riera Tercero +info...
FinalidadGestionar y moderar tus comentarios. +info...
LegitimaciónConsentimiento del interesado. +info...
DestinatariosNo se cederán datos a terceros, salvo obligación legal +info...
DerechosAcceder, rectificar y cancelar los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicionalPuedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.