Estereotipo

I. ¿Qué es un estereotipo?

Estereotipar es asumir que “todos son iguales”. Es mirar a un grupo completo de personas y asumir que todos comparten ciertas cualidades. Por ejemplo, cuando conoces a una anciana, puedes asumir que tiene ciertos rasgos, que le gusta tejer o que es abuela. ¡Pero estas suposiciones son estereotipos y no hay garantía de que sean correctas! Después de todo, es posible que la dama no tenga nietos o prefiera bailar. Los estereotipos son muy comunes en la cultura popular y también se pueden encontrar en la literatura, principalmente debido a la falta de información o conciencia por parte del escritor, pero también por su efecto cómico.

II. Ejemplos de estereotipos

Ejemplo 1

Solo los niños pueden practicar deportes.

Este es un estereotipo muy común contra las mujeres y las niñas. Sin embargo, como la mayoría de los estereotipos, es inexacto. La mayoría de las personas que dicen esto no están pensando en el hecho de que algunos de los mejores atletas del mundo son mujeres: mujeres como Abby Wambach y Carli Lloyd, por ejemplo, que recientemente trajeron el oro de la Copa del Mundo a Estados Unidos, o la tenista campeona mundial. Serena Williams. ¡La mayoría de los hombres se verían bastante tontos si tuvieran que enfrentarse a Williams en un partido de tenis!

Ejemplo 2

Los asiáticos son buenos en matemáticas.

Los estereotipos no son necesariamente negativos en la superficie; a veces, pueden parecer complementarios. Por ejemplo, los asiáticos a veces son estereotipados como buenos en matemáticas, mientras que los africanos son estereotipados como atléticos. Pero estos estereotipos siguen siendo inexactos. Por un lado, son simplemente falsos: muchos asiáticos son malos en matemáticas y muchos africanos son muy malos atletas. Además, los estereotipos “positivos” simplifican en exceso las complejas habilidades de cada grupo. Después de todo, los africanos pueden ser grandes científicos y los asiáticos pueden ser grandes atletas.

tercero El problema con los estereotipos

Los estereotipos están mal en varios niveles:

  • Ellos son incorrecto. La mayoría de los estereotipos se basan en el racismo, el sexismo y la xenofobia (miedo/odio a los extraños).
  • Ellos son ofensivo. Un escritor efectivo no anda ofendiendo a la gente imprudentemente. Discutir ciertos temas delicados puede volverse ofensivo, pero cuando los lectores se ofenden por tu trabajo, es importante tomarlo en serio y tratar de ajustar tus puntos de vista cuando sea necesario.
  • Ellos son aburrido. Los estereotipos son imágenes comunes en la cultura; así es como se convierten en estereotipos en primer lugar. Todos hemos visto estas imágenes innumerables veces y se han vuelto cansadas y predecibles. Si confías en los estereotipos, los lectores comenzarán a sospechar que no eres muy interesante o creativo.

IV. Ejemplos de estereotipos en la literatura

Ejemplo 1

En el universo de Harry Potter existen muchos estereotipos sobre las diferentes casas de Hogwarts. Por ejemplo, los Slytherins a menudo son vistos como malvados y mezquinos, mientras que se supone que los Gryffindors son valientes y de voluntad fuerte. ¡Pero esto no siempre es cierto! (SPOILERS:) Después de todo, Severus Snape (un Slytherin) resulta ser uno de los grandes héroes de los libros, y el propio Harry lo llama «el hombre más valiente que he conocido». Por otro lado, Peter Pettigrew es un Gryffindor, pero resulta ser el cobarde que traicionó a los padres de Harry con Voldemort.

Te puede interesar:  Cuándo y cómo usar la repetición

Ejemplo 2

La gran literatura generalmente está diseñada para desafiar los estereotipos, no para reforzarlos. Pero a veces esto implica utilizar los estereotipos de manera satírica, como veremos en la sección VI (Términos relacionados), Jane Austen es una de las grandes maestras en esto. En Orgullo y prejuicio, por ejemplo, el contraste entre las dos hermanas Bennet está diseñado deliberadamente para desafiar los estereotipos de las mujeres en la Inglaterra del siglo XIX. Jane Bennet acepta activamente muchos de estos estereotipos, mientras que su hermana menor, Elizabeth, los rechaza.

Ejemplo 3

La fantasía y la ciencia ficción se basan en universos ficticios, por lo que podría parecer que no pueden contribuir a los estereotipos en el mundo real. Pero en realidad, lo hacen todo el tiempo. Cuando lee historias de fantasía, por ejemplo, puede notar que las personas de piel oscura generalmente se representan como extranjeros «exóticos» y, a menudo, tienen un aire misterioso y peligroso. Incluso grandes autores como JRR Tolkien han sido culpables de esto en sus libros, y es una forma sutil de contribuir a estereotipos culturales más amplios.

V. Ejemplos de estereotipos en la cultura popular

Ejemplo 1

Muchos videos musicales de hip hop parecen salidos directamente de una fábrica de estereotipos. Muestran estereotipos de hombres y mujeres por igual: los hombres están mostrando sus músculos, blandiendo armas y obsesionados con los autos y las drogas; las mujeres son vanidosas y superficiales, obsesionadas con los hombres y con su propia apariencia. Y, por supuesto, estos videos generalmente ignoran por completo la existencia de la cultura gay: cuando se reconoce esta cultura, a menudo es de una manera desdeñosa y altamente estereotipada.

Ejemplo 2

en que pensaste Ejemplo 1? Si eres fanático del hip hop, probablemente hayas notado que estaba basado en un estereotipo. Si bien algunos videos de hip hop son culpables de este tipo de cosas, muchos no lo son. La cultura hip hop también explora temas políticos e historias personales en sus videos, y el ejemplo 1 simplemente explora satíricamente un estereotipo común sobre el hip hop.

Ejemplo 3

“¡Todos estos años, pensé que me gustaba el pollo porque estaba delicioso!” (David Chapelle)

En este chiste, el comediante Dave Chapelle se enfrenta a un viejo estereotipo de los afroamericanos: que les encanta comer pollo frito. La opinión de Dave es: por supuesto que nos gusta el pollo frito. A todo el mundo le gusta el pollo frito. No se trata de nuestra herencia, se trata del pollo.

VI. Términos relacionados

Cliché

Además de ser ofensivos, la mayoría de los estereotipos son clichés o imágenes cansadas que se han vuelto obsoletas debido al uso excesivo. Incluso cuando no son ofensivos, los clichés son una mala redacción: son demasiado predecibles y poco creativos.

Prejuicio

Prejuicio significa «juicio previo», o sacar conclusiones antes de haber aprendido y experimentado los hechos. Los estereotipos son una forma muy común de prejuicio: son ideas que recibes de la cultura y luego aplicas sin molestarte en descubrir la verdad.


Explora los distintos contenidos de nuestro sitio

Leo Riera Tercero
Leo Riera Tercero

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre protección de datos
ResponsableLeo Riera Tercero +info...
FinalidadGestionar y moderar tus comentarios. +info...
LegitimaciónConsentimiento del interesado. +info...
DestinatariosNo se cederán datos a terceros, salvo obligación legal +info...
DerechosAcceder, rectificar y cancelar los datos, así como otros derechos. +info...
Información adicionalPuedes consultar la información adicional y detallada sobre protección de datos en nuestra página de política de privacidad.